lunes, 13 de mayo de 2013

Condenados: Sistema

Respuesta corta:

El sistema que usa Condenados es el Sistema XD6.

Respuesta larga:

Muchos juegos de rol suelen ir acompañados de ambientaciones que son en gran medida la fuente de inspiración de las historias que más tarde los personajes viven en ellos. Por cuestiones de espacio, Condenados no posee un trasfondo rico, sino que ofrece un puñado de ideas flexibles que tomar como punto de partida. Entonces necesita un sistema que convierta a cada personaje y a cada jugador en la mesa en una fuente de inspiración adicional para suplir esa carencia. El Sistema XD6 hace eso bastante bien.

Además, en muchos de esos juegos de rol, todos los personajes vienen descritos a través de los mismos parámetros, esas casillas de la ficha que son iguales para todos y en las que solo tienes que poner un número. Si quieres encontrar la puerta secreta tienes que tirar Percepción+Buscar, no importa qué personaje seas. Una consecuencia de eso es que los Jugadores exploran el Mundo a través del Sistema, sin pasar por el filtro de su Personaje.

Pero el Sistema XD6 ofrece otra perspectiva. Es un asunto sutil, pero creo que importante. El uso de los Rasgos hace que toda tirada, todo conflicto, pase por interpretar el asunto que te traigas entre manos a través del personaje: ahora los Jugadores exploran el Mundo a través de sus Personajes y no a través del Sistema, que pasa a un segundo plano. Y en un juego en que tu personaje ha vendido su alma (el próximo día cuento esto), querrás ver el mundo a través de los ojos de tu personaje.

Otra de las cosas por las que he elegido el Sistema XD6 es que, a través de sus tres leyes (diversión, consenso y sensatez) te incita a un estilo de juego concreto en el que todo el mundo aporta y decide aunque haya un director de juego. Sería como una versión extendida y más general del No seas capullo del amigo Wheaton,  pero el espíritu viene siendo el mismo.


Y esos son los motivos. Seguramente podría haber escogido otros sistema que ofreciera las mismas prestaciones que XD6, pero éste cumplía con todos los requisitos que necesitaba, por no hablar de su gratuidad, y además tenía con él una deuda (figurada y creativa) que quería saldar. En serio, no dejéis que os engañe su espartana maquetación y probadlo si no lo habéis hecho ya. Creo que os sorprenderéis.